lunes, 16 de abril de 2018

Lo terapéutico y la psicoterapia

"Muchas cosas son terapéuticas pero no todas son psicoterapia" Eduardo Carvallo 
(Analista Junguiano)

Hoy en día aparecen muchas cosas que pueden ser terapéuticas, pero aún así no son psicoterapia. El "acto terapéutico" se ejerce incluso desde un libro, una imposición de manos, un acto "psicomágico", una película, un abrazo o, como afirmara Freud, unas palabras amables; así por ejemplo un libro de autoayuda, un bestseller de alguno de los nuevos inspiradores de masas puede llegar en el momento indicado y propiciarte un estado de salud inustiado, en cuyo caso yo sospecho que ya las condiciones estaban dadas pues sólo faltaba el "empujón final", la imagen salvadora (hemos observado que ese mismo libro no surte ningún efecto en otra persona por más buenas intenciones que esta ponga en su lectura).


Pero cuando hablamos de psicoterapia o análisis nos referimos a algo más que a un acto, con esos términos estamos nombrando un proceso, un método y una relación profunda que, como nos enseñara Jung, resulta transformadora para todas las partes involucradas. Los fenómenos de transferencia y contratransferencia, sean leves o fuertes, deben ser tenidos en cuenta al igual que las afectaciones en el terapeuta o analista, motivo por el cual este está al tanto de su propio movimiento interior, de sus propias emociones. Es muy probable que todos los analistas y terapeutas en algún momento llevemos a cabo "actos terapéuticos", por supuesto, de repente damos con un paciente al que sólo le faltaba ese empujón, esa imagen que surgió en una sola conversación, lo cual nos lleva a que hacemos algunas "terapias breves" sin que ese sea el propósito; esto está bien aunque hay que tener siempre una sana desconfianza frente a las curas milagrosas pues en ocasiones el síntoma también se disfraza o el Yo gusta de eludirse mediante múltiples estratagemas (recuerdo aquellas pacientes de Freud que, según él mismo, al entrar a su consulta ya estaban hipnotizadas).

Sí. Pululan actualmente las terapias, incluso las psicoterapias pero ¿cuáles de ellas son verdaderos caminos (métodos) y cuáles están jugando al acto mágico?. Respeto cualquier acercamiento, quienes me conocen lo saben, pero hay casos graves y, sobre todo estos, suelen salir muy mal librados con ciertas intervenciones. Como no soy un juez de "la verdad" ni quiero serlo, sólo sugiero a mis amigos y alumnos que tengan cuidado y se hagan la siguiente pregunta ¿qué tanto se ocupa su terapeuta de su propio proceso?

Lisímaco Henao Henao.
Psicólogo y Analista junguiano. 
9.04.18

La imagen puede contener: texto

No hay comentarios:

Publicar un comentario