jueves, 1 de enero de 2015

Cómo trabajo y cómo contactarme


"Para que cambie la psicología de las naciones, antes tiene que cambiar la psicología de los individuos. Los grandes problemas de la humanidad no han sido jamás solucionados por leyes generales, sino única y exclusivamente por la renovación de la actitud de los individuos. Si alguna vez ha habido un tiempo en el que fuera absolutamente necesario y apropiado reflexionar sobre uno mismo, es nuestra catastrófica época. Pero quien reflexione constantemente sobre sí mismo chocará sin embargo con los límites de lo inconsciente, tras los cuales se alberga lo que tan necesario sería conocer". C. G. Jung, en el prólogo a "Dos escritos en psicología analítica" O. C. Vol. 7 Editorial Trotta. Madrid 2007

"El encuentro de dos personas es como el contacto de dos sustancias químicas: si hay una reacción, ambas se transforman". C. G. Jung.

El mundo exterior es sólo la mitad del mundo. Es necesario completar la vida con una comprensión profunda de nuestro mundo interior. A veces somos llevados a esa labor por un conflicto o una enfermedad, pero también es un deber que podemos cumplir por voluntad.

Soy terapeuta y analista junguiano. Me apasiona el estudio teórico de la psicología analítica pues he encontrado que esta tiene su origen en las experiencias más profundas de su fundador; pero lo que más disfruto y valoro es ver el encuentro de las almas que trasciende cualquier teoría.

Mi mayor interés es acompañar en el proceso de comprender las emociones humanas, su origen y su sentido. Se por experiencia que cuando en este trabajo se pone el empeño y el amor de quien cuida los procesos, aparecen tanto las posibilidades de transformación de situaciones, actitudes y patologías, como una gran capacidad de aceptación y tolerancia de la vida tal como ella se presenta. 

Mi terapia se basa en una conversación honesta en todos los sentidos y en la utilización de herramientas tales como los sueños, la imaginación activa,  la caja de arena, el dibujo, la literatura, el cine, la escritura y otros más. Sin embargo debo aclarar que estas herramientas son accesorias y tienen más que ver con las posibilidades y necesidades de cada uno. Para muchas personas una buena conversación basta, otras necesitan en cambio usar otros medios. El alma es variada en sus momentos, ritmos y manifestaciones y eso es lo primero a respetar en el proceso.

Los temas fundamentales que pueden ser tomados en cuenta durante un proceso en el ámbito junguiano son: la personalidad, la relación con lo social y la naturaleza, los complejos (individuales, familiares y culturales), la naturaleza arquetípica, el sufrimiento, el cuerpo psíquico y físico, la vocación y la dirección (consciente o inconsciente) de la vida.

Junto a todo esto, es básico que yo mismo esté atento a mis reacciones frente a lo que dice o hace el consultante; esto me permite, desde mi propia complejidad, limitar y modular mis intervenciones para evitar ser dominado por mis proyecciones sobre el otro o la otra, pues estos son asuntos de los cuales yo también debo ocuparme en otros espacios. Por ello el autoconocimiento y el análisis personal de un terapeuta junguiano son asuntos de primer orden en su proceso de formación y en su vida.

En cuanto a la perspectiva psiquiátrica y la medicación:

En términos clínicos tomo en cuenta las estructuras psicopatológicas por medio de las cuales la psiquiatría moderna "ve" al ser humano, teniendo presente que estas estructuras son un indicador entre muchos, no un determinante de lo que "es" o "debe ser" ese ser humano. Desde mi punto de vista, entonces, la droga psiquiátrica puede ser necesaria en algunos casos, para contener químicamente mientras se logra la contención psíquica mediante la psicoterapia; existen otros casos en los cuales el desorden químico ya ha superado los límites de la posibilidad simbólica y algunos fármacos estarán indicados para mantener la química en unos niveles aceptables. En todo caso suelo mantener una sana desconfianza frente a factores como la "cantidad" y la "fe" en los medicamentos; en nuestro mundo actual se suele abusar de estos como una manera de evitar el trabajo interior y así poder cumplir titánicamente con los ideales externos de éxito, rendimiento o satisfacción afectiva.

También atiendo vía Skype.

Si deseas contactarme mi número celular es 314 800 59 79
mi correo lisimacohenao@jungcolombia.com.

Ahora algunos datos más formales:

Un analista junguiano es alguien que se ha formado bajo los presupuestos de la escuela junguiana y su órgano tradicional de formación, la Asociación Internacional de Psicología Analítica (IAAP). Esta escuela fue fundada en vida de Carl Gustav Jung, en Zurich, y exige, para conceder la certificación como analistas, una preparación académica, un análisis personal permanente y un proceso de supervisión  de casos con analistas experimentados. Inicié este proceso en el año 2001 y lo concluí en el año 2013

Soy colombiano, Psicólogo (U. de A.) y Psicoterapeuta con 15 años de experiencia, Analista junguiano de la IAAP (International Asociation for Analytical Psychology) y Master en Psicología Analítica (U.R.L. Barcelona). Escribí el libro "SER HOMBRE. Imágenes arquetípicas de masculinidad en cien años de soledad" (Editorial Institución Universitaria de Envigado, Colombia, 2007) y soy docente universitario.

Ofrezco cursos de psicología analítica en la casa junguiana de Medellín y a grupos e instituciones varias.


No hay comentarios:

Publicar un comentario